jueves, 16 de abril de 2009

Extrañas voces suenan en El Salvador

Un día después de que Mauricio Funes ganara las elecciones presidenciales, El Diario de Hoy publicó un editorial muy conciliador (después de meses de atacar a ex candidato) y le advirtió que en su administración debería de evitar que El Salvador se convirtiera en un narco-estado. ¿por qué este tipo de advertencia, cuando el problema principal del pais es la pobreza?
Poco después se descubre en la casa de un pariente del Fiscal General de la República, varios kilos de coca y automóviles de lujo. Ayer miraba que un abogado había sido capturado por vender píldoras de extasis a un agente encubierto.
Y el último escándalo con narcotráfico, es la relación entre el director (ex, desde ayer) departamental del partido ARENA, Adolfo Tórrez con el ex diputado Roberto Silva Pereira, preso en Estados Unidos por cargos de narcotráfico. En El Salvador se le busca por actos de corrupción y últimamente se le señala como el autor intelectual del asesinato de los tres diputados salvadoreños en Guatemala.
¿Qué está pasando en el país? De pronto, todas aquellas insinuaciones, a veces con alevosía e insidia, de que los peces gordos del narcotráfico están bien enquistados en esferas estatales y entre la dirigencia del partido oficial son ciertas. Yo siempre había creído que esas insinuaciones no eran más que propaganda negra de parte de la oposición.
Pero de pronto, este escándalo con Tórrez empieza a tomar dimensiones desconocidas: que el Fiscal General ya sabía de la llamada de Silva a Tórrez para pedirle ayuda legal ¿Un delincuente pidiendo ayuda a un líder político?
Y lo más intrigante, es la relación de Silva con la muerte de los diputados areneros. ¿Cómo puede prestarse este miemrbo de ARENA para hacerle favores al sospechoso del asesinato del hijo del fundador de su partido?
Y este muchado, Roberto D'abuisson hijo, pues parece que está descubriendo cosas horribles dentro de su mismo partido, está descubriendo traidores de la memoria de su padre y está descubriendo que el apellido D'abuisson no pesa, no es influyente ni siquiera digno de respeto.
Cría cuervos y te sacarán los ojos.
No sé qué va a pasar cuando Funes asuma la presidencia, pero lo cierto, es que parece que El Salvador está más pódrido de lo que imaginábamos.

2 comentarios:

El Auto-exiliado dijo...

Buen post!! Creo que hay un largo camino por recorrer para sanear a El Salvador de tanta corrupción y pobreza. Veremos al rato como trabaja el nuevo gobierno.

Sandra dijo...

Vaya q realmente te deja un mal sabor de boca al saberse como relucen cada una de sus tapaderas a los del partido. Y descepciona enterarse q de tan negro esta nuestro país... para Funes, será un largo y duro camino q tendrá q recorrer para al menos quitar la primera de capa de polvo q tiene inundado a El Salvador, esperemos q aunq sea, lograra quitar la mitad de todo, pero si esto solo es la punta del iceberg, no es de extrañar las otras cosas q se pueden dar a conocerse. Hay q esperar cuanto logra el nuevo gobierno al mando de nuestro país.

Saludos desde El Salvador.
Atte.
Sandra ^-^

PD: Cuidate mucho, realmente siempre sacas buenos post, me encanta siempre leerte, hasta luego x3